Hericium erinaceus

Efectos secundarios del hericium erinaceus

Las setas se consideran alimentos funcionales desde el punto de vista nutricional y fuente de medicamentos fisiológicamente beneficiosos. El Hericium erinaceus, también conocido como seta de melena de león o seta de erizo, es un hongo comestible, que tiene una larga historia de uso en la medicina tradicional china. Este hongo es rico en algunos componentes fisiológicamente importantes, especialmente polisacáridos β-glucanos, que son responsables de las actividades anticancerígenas, inmunomoduladoras, hipolipidémicas, antioxidantes y neuroprotectoras de este hongo. También se ha informado de que el H. erinaceus tiene propiedades antimicrobianas, antihipertensivas, antidiabéticas y de curación de heridas, entre otros potenciales terapéuticos. Este artículo de revisión ha revisado los recientes avances en la investigación y el estudio de H. erinaceus y ha discutido las potenciales actividades beneficiosas para la salud de este hongo, con el reconocimiento de los compuestos bioactivos responsables de estas propiedades medicinales.

Hericium erinaceus alzheimer

Reimpresiones y permisosSobre este artículoCite este artículoHuang, HT., Ho, CH., Sung, HY. et al. El micelio de Hericium erinaceus y sus pequeños compuestos bioactivos promueven la maduración de los oligodendrocitos con un aumento de la proteína básica de la mielina.
Sci Rep 11, 6551 (2021). https://doi.org/10.1038/s41598-021-85972-2Download citationShare this articleAnyone you share the following link with will be able to read this content:Get shareable linkSorry, a shareable link is not currently available for this article.Copy to clipboard
ComentariosAl enviar un comentario aceptas cumplir con nuestros Términos y Directrices de la Comunidad. Si encuentras algo abusivo o que no cumple con nuestros términos o directrices, por favor márcalo como inapropiado.

Hábitat del hericium erinaceus

El Hericium erinaceus (también llamado seta melena de león, seta cabeza de mono, seta de diente de barba, barba de sátiro, seta de erizo barbudo, seta pom pom u hongo de diente de barba) es una seta comestible perteneciente al grupo de los hongos de diente. Originario de América del Norte, Europa y Asia, se puede identificar por sus largas espinas (de más de 1 cm de longitud), su presencia en maderas duras y su tendencia a crecer un solo grupo de espinas colgantes. Los cuerpos de los frutos se pueden cosechar para uso culinario. No existen pruebas de alta calidad procedentes de la investigación clínica que indiquen que la seta melena de león tenga propiedades medicinales[1].
El Hericium erinaceus puede confundirse con otras especies de Hericium, que crecen en la misma zona. En la naturaleza, estos hongos son comunes durante el final del verano y el otoño en las maderas duras, particularmente en el haya americana. Normalmente, el H. erinaceus se considera saprofito, ya que se alimenta principalmente de árboles muertos[1], pero también puede encontrarse en árboles vivos, por lo que también puede ser un parásito de los árboles. Esto podría indicar un hábitat endofítico[1].

Investigación sobre el hericium erinaceus

El Hericium erinaceus (también llamado seta melena de león, seta cabeza de mono, seta diente de barba, barba de sátiro, seta erizo de barba, seta pom pom u hongo diente de barba) es una seta comestible perteneciente al grupo de los hongos dentarios. Originario de América del Norte, Europa y Asia, se puede identificar por sus largas espinas (de más de 1 cm de longitud), su presencia en maderas duras y su tendencia a crecer un solo grupo de espinas colgantes. Los cuerpos de los frutos se pueden cosechar para uso culinario. No existen pruebas de alta calidad procedentes de la investigación clínica que indiquen que la seta melena de león tenga propiedades medicinales[1].
El Hericium erinaceus puede confundirse con otras especies de Hericium, que crecen en la misma zona. En la naturaleza, estos hongos son comunes durante el final del verano y el otoño en las maderas duras, particularmente en el haya americana. Normalmente, el H. erinaceus se considera saprofito, ya que se alimenta principalmente de árboles muertos[1], pero también puede encontrarse en árboles vivos, por lo que también puede ser un parásito de los árboles. Esto podría indicar un hábitat endofítico[1].

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad