Calocera viscosa

Hongo del dedo amarillo

Calocera viscosaCaracterísticas micológicasHimenio lisoSin caphymenium distintivoLa fijación es irregular o no se puede aplicarEl tímpanos es desnudoLa huella de las esporas es blancaLa ecología es saprótrofaComestibilidad: comestible, pero no palatable
Tiene basidiocarpos ramificados de color naranja brillante, amarillo u ocasionalmente blanco, de textura algo gelatinosa y viscosa al tacto (de ahí el nombre específico). Es relativamente grande para ser un hongo gelatinoso, y puede alcanzar hasta diez centímetros de altura[2]. Está muy extendido y es común, y su color brillante lo hace destacar en su hábitat. Crece en madera de coníferas en descomposición, normalmente tocones y raíces, aunque esto puede no ser obvio si la madera está cubierta de hojarasca. Fructifica durante todo el año, pero es más frecuente verla en otoño.
No es venenosa, pero su dura textura gelatinosa y su anodino sabor y olor la hacen poco atractiva como alimento. Sin embargo, su llamativo color ha hecho que en ocasiones se utilice como guarnición[3].

Dacryopinax spathularia

La confusión con las especies amarillo-anaranjadas de la familia Clavariaceae se evita comprobando el sustrato de crecimiento: La Calocera viscosa siempre crece sobre madera, aunque a veces el sustrato no es inmediatamente evidente si ha quedado enterrada bajo la hojarasca o el musgo del suelo del bosque.
La Calocera viscosa fue descrita en 1794 por Christiaan Hendrik Persoon, que le dio el nombre científico binomial de Clavaria viscosa. En 1827, el gran micólogo sueco Elias Magnus Fries, que había establecido el género Calocera en 1821, rebautizó esta especie como Calocera viscosa, que ha seguido siendo su nombre científico aceptado hasta la actualidad.
Calo- como prefijo significa bello, mientras que la extensión -cera procede del griego antiguo y significa «como la cera», de modo que el nombre del género Calocera se traduce como «bello y ceroso», y sin duda Calocera viscosa, que es la especie tipo de su género, merece tal elogio. Tal y como suena, el epíteto específico viscosa significa simplemente viscoso, pegajoso o grasiento, y cuando está mojado el ciervo amarillo tiene efectivamente una superficie pegajosa.

Diapasón en forma de garrote

El bosque de Clowes, que forma parte del complejo forestal de Blean, es una reserva natural nacional que abarca 11 millas cuadradas cerca de Canterbury y Whitstable, en Kent. Es una de las mayores zonas de bosque antiguo de Inglaterra y alberga la rara mariposa fritillaria de los brezales y el chotacabras nocturno migratorio. En esta ocasión, el objetivo era localizar hongos.
El grupo de Julia caminó por un bosque de abedules, castaños, robles y carpes, y encontró setas tanto en los claros como en las zonas más profundas del bosque. Había agárico de mosca (Amanita muscaria), conocido por su capuchón escarlata y su imagen de cuento de hadas, un penacho de azufre amarillo brillante y pequeñas especies de Mycena escondidas en y entre los tocones de los árboles cubiertos de musgo. El grupo de James siguió el sendero de Blean a lo largo de las riberas del bosque y las zanjas, localizando el agárico de la mosca, el hongo de cuerno de ciervo amarillo intenso (Calocera viscosa) y el maravilloso tapón de tinta peludo (Coprinus comatus).
Se compartieron consejos fotográficos, entre ellos cómo enfocar la pila y cómo ajustar los trípodes para los hongos que se encuentran a nivel del suelo. Se exploró el uso de otros equipos como pinzas, cepillos de pastelería, reflectores y pinzas. Uno de nuestros expertos fue incluso capaz de decirnos qué setas eran comestibles; pero no nos arriesgamos.

Calocera fusca

Calocera viscosaCaracterísticas micológicasHimenio lisoSin caphymenium distintivoLa fijación es irregular o no se puede aplicarEl tímpanos es desnudoLa huella de las esporas es blancaLa ecología es saprotróficaComestibilidad: comestible, pero poco apetecible
Tiene basidiocarpos ramificados de color naranja brillante, amarillo u ocasionalmente blanco, de textura algo gelatinosa y viscosa al tacto (de ahí el nombre específico). Es relativamente grande para ser un hongo gelatinoso, y puede alcanzar hasta diez centímetros de altura[2]. Está muy extendido y es común, y su color brillante lo hace destacar en su hábitat. Crece en madera de coníferas en descomposición, normalmente tocones y raíces, aunque esto puede no ser obvio si la madera está cubierta de hojarasca. Fructifica durante todo el año, pero es más frecuente verla en otoño.
No es venenosa, pero su dura textura gelatinosa y su anodino sabor y olor la hacen poco atractiva como alimento. Sin embargo, su llamativo color ha hecho que en ocasiones se utilice como guarnición[3].

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad