Boletus erytropus

Boletus erytropus del momento

El Neoboletus luridiformis, también conocido anteriormente como Boletus luridiformis y (inválidamente) como Boletus erythropus, es un hongo de la familia de los boletus, todos los cuales producen setas con tubos y poros bajo su sombrero. Se encuentra en el norte de Europa y en América del Norte, y se conoce comúnmente como bolete escarlata, por sus poros rojos (amarillos cuando son jóvenes). Otros nombres comunes son: bolete de pie rojo, bolete de tallo punteado, bolete de tallo punteado.
En 1796, Christian Hendrik Persoon describió el Boletus erythropus, derivando su nombre específico del griego ερυθρος («rojo») y πους («pie»),[1] en referencia a su tallo de color rojo. Durante los siguientes 200 años aproximadamente, este nombre se utilizó ampliamente para la especie objeto de este artículo, que (además de un tallo rojo) tiene poros rojos[2]. Sin embargo, recientemente se descubrió que la seta de Persoon tenía poros naranjas, y que era una especie diferente (en realidad se cree que es Suillellus queletii[3][4]). Así que el uso de este nombre para la seta de poros rojos no era válido[3][5].

Wikipedia

Bastante común en los bosques caducifolios y de pinos de Gran Bretaña e Irlanda, este atractivo bolete de tallo rojo se encuentra a menudo entre los arándanos. Este bolete se encuentra también en muchas partes de América del Norte, donde se asocia principalmente con el abeto.
El Neoboletus luridiformis fue descrito en 1796 por Christiaan Hendrik Persoon, que le dio el nombre de Boletus erythropus; sin embargo, el basónimo data de una publicación de 1844 del micólogo alemán Friedrich Wilhelm Gottlieb Theophil Rostkovius (1770 – 1848), que le dio el nombre científico de Boletus luridiformis.
La forma autónoma, var. luridiformis, tiene un capuchón oscuro y un tallo rojizo densamente punteado. Otra boleta similar, conocida anteriormente como Boletus luriformis var. discolor (Quel.) Krieglst., fue descrita en 1991 por Lothar Gundolf Krieglsteiner (nacido en 1965); tiene un sombrero más pálido y un tallo amarillento menos rubicundo que sólo tiene un patrón muy fino de puntos rojos. Esta última seta es micorrizante con los robles, y muchos autores la consideran ahora sólo una forma de color de Neoboletus luridiformis. (Arriba se muestra un ejemplo).

Boletus de la vieja guardia

La seta comúnmente conocida como pie rojo es uno de los hongos más populares por ser una buena opción en la gastronomía. Es la seta cuyo nombre científico es Boletus erythropus. Su nombre se debe a sus llamativos colores. Sin embargo, al cortarla, se vuelve de un color azul intenso que hace que muchas de las personas que la ven acaben despreciándola.
Es un tipo de seta cuyo sombrero mide entre 5 y 15 centímetros de diámetro. A veces encontramos algunos ejemplares que son capaces de medir algo más pero no es normal. Su forma es semiesférica en principio y lo hago convexo siendo al final un plano convexo. Puede tener algunos matices de color rojizo de forma esporádica y suele ser de color marrón oscuro o castaño. Sus cutículas tienen una textura aterciopelada cuando son más inmaduras y, a medida que se desarrollan, adquieren una textura más seca y tormentosa. El margen suele ser excelente.
En cuanto a los tubos, tienen un color amarillento y se vuelven azules al cortarlos. Esto es lo que hace que mucha gente desprecie este tipo de seta ya que la confunden con una seta venenosa. Estos tubos se pueden separar con bastante facilidad de la carne del sombrero. Tienen poros de color granate cuando son jóvenes con forma redonda y de tamaño no demasiado grande. Si se ejerce cierta presión sobre ellos, también se vuelven azules.

Boletus satanas

Neoboletus luridiformis, también conocido anteriormente como Boletus luridiformis y (inválidamente) como Boletus erythropus, es un hongo de la familia de los boletes, todos los cuales producen setas con tubos y poros bajo su sombrero. Se encuentra en el norte de Europa y en América del Norte, y se conoce comúnmente como bolete escarlata, por sus poros rojos (amarillos cuando son jóvenes). Otros nombres comunes son: bolete de pie rojo, bolete de tallo punteado, bolete de tallo punteado.
En 1796, Christian Hendrik Persoon describió el Boletus erythropus, derivando su nombre específico del griego ερυθρος («rojo») y πους («pie»),[1] en referencia a su tallo de color rojo. Durante los siguientes 200 años aproximadamente, este nombre se utilizó ampliamente para la especie objeto de este artículo, que (además de un tallo rojo) tiene poros rojos[2]. Sin embargo, recientemente se descubrió que la seta de Persoon tenía poros naranjas, y que era una especie diferente (en realidad se cree que es Suillellus queletii[3][4]). Así que el uso de este nombre para la seta de poros rojos no era válido[3][5].

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad