Boletus amarillo

Boletus de la bahía

Aprender sobre las setas comestibles puede parecer un proceso abrumador, pero no se desanime. Para empezar, puede ser útil que lea nuestro artículo que introduce el proceso de identificación de las setas, que puede encontrar aquí: Cómo identificar las setas silvestres
Como ya hemos mencionado, existe una gran diversidad de especies de setas. Dado que el espacio y el tiempo son limitados, en este artículo sólo trataremos algunas de las más comunes y que es mejor conocer.Para empezar, las setas son los cuerpos reproductores o «frutos» de un hongo. El cuerpo principal del hongo se presenta en forma de estructuras blancas en forma de hilo llamadas micelio.Las estructuras de una seta típica con branquias consisten en un sombrero, branquias y un tallo. Las branquias son las partes reproductoras del hongo y producen las esporas. Las esporas son unidades reproductivas en forma de células individuales.
Uno de los grupos más comunes y conocidos de setas silvestres comestibles son los boletes o especies de boletus (Boletaceae). Estos hongos tienen sombreros carnosos y un tallo central, y las partes reproductivas bajo el sombrero están formadas por tubos. Muchas especies de este grupo son comestibles, y sólo unas pocas son venenosas. Las especies de boletus venenosos tienen los poros de color rojo o naranja intenso. Aparte de las pocas especies tóxicas, algunas especies de boletus son amargas o no comestibles.  Un método para comprobar la comestibilidad de una especie de boletus es la prueba del sabor. Se puede romper un pequeño trozo del sombrero y meterlo en la boca. Aún así, se recomienda encarecidamente identificar todas las setas boletus lo más cerca posible de la especie exacta antes de probarlas. Esta técnica no es recomendable para probar la comestibilidad de cualquier otro grupo de especies.

Bolete poros amarillos tapa marrón

El Boletus auripes, comúnmente conocido como bolete pie de mantequilla, es una especie de hongo bolete de la familia Boletaceae. Descrito por primera vez en Nueva York en 1898, este hongo se encuentra en el este de Asia, América Central y el este de América del Norte, desde Canadá hasta Florida. Es una especie micorrizada y suele crecer en asociación con robles y hayas.
Los cuerpos fructíferos (hongos) formados por el hongo tienen sombreros convexos o casi planos de hasta 13 cm (5,1 pulgadas) de ancho. Los tallos miden hasta 10 cm de largo y 3 cm de grosor, y presentan reticulaciones (crestas en forma de red) en la parte superior. Aparte del sombrero superior, de color marrón, toda la superficie de la seta es amarilla. B. auripes es comestible. Puede distinguirse de otras boletes amarillas similares por las diferencias de color, el grado de reticulación del tallo y la distribución.
La especie fue descrita originalmente por el micólogo estadounidense Charles Horton Peck en 1898. Peck recolectó el espécimen tipo en Port Jefferson, Nueva York[1] En 1945, Rolf Singer propuso la variedad Boletus auripes var. aureissimus como una nueva combinación del nombre Ceriomyces aureissimus descrito por William Alphonso Murrill en 1938;[2] este taxón se considera ahora como una especie distinta bajo el nombre Boletus aureissimus. [3] En 1936, Wally Snell informó del hallazgo de un espécimen de Boletus crassipes, otra especie descrita por Peck en Mount Gretna, Pennsylvania. Snell sugirió que aunque B. crassipes podría ser una especie válida que se distinguía de B. auripes por un color de sombrero marrón más intenso, una carne amarilla que no se desvanece hasta el blanco y un tallo con un color más amarillo anaranjado y una reticulación más extensa, admitió que no estaba claro que las características morfológicas entre ambas no se solaparan, y que se necesitarían más recolecciones para aclarar cualquier diferencia entre ellas[4] Un par de años más tarde, estaba más convencido de su postura y consideraba que ambas eran conspecíficas. Sin embargo, las autoridades taxonómicas Index Fungorum y MycoBank no reconocen esta sinonimia putativa[5][6].

Boletus ferrugineus

Se trata de un bolete llamativo con un tallo amarillo, prominentemente reticulado (el epíteto de la especie ornatipes significa «con tallo adornado») y un sombrero de color amarillo a marrón. Su superficie no es azul, y la superficie del sombrero se vuelve de color rojo oscuro a marrón rojizo oscuro con KOH. Crece bajo robles y otras maderas duras en el este de Norteamérica. Retiboletus griseus es similar, pero presenta una carne blanca, un sombrero que nunca es amarillo y no se vuelve rojo oscuro o marrón rojizo con KOH, y un tallo que se vuelve lentamente amarillo desde la base hacia arriba.
El Retiboletus ornatipes se ha llamado tradicionalmente «Boletus ornatipes», pero los resultados de ADN de Binder y Bresinsky (2002) apoyan su inclusión, junto con el Retiboletus griseus y algunos otros hongos, en un género separado. El estudio también encontró apoyo para al menos tres especies similares a ornatipes, dos de las cuales son aparentemente más meridionales (desde Carolina del Norte hasta Costa Rica) y pueden corresponder a «Boletus retipes», que tradicionalmente se ha separado sobre la base de su distribución meridional y la presencia de polvo amarillo en los sombreros jóvenes. Sin embargo, los investigadores no pudieron encontrar separadores morfológicos que predijeran de forma fiable las tres especies. Según Zeng y colaboradores (2016), la especie parecida al ornatipes del norte es el verdadero Retiboletus ornatipes, y contiene ácido xerocómico, junto con otra sustancia no identificada, mientras que las dos especies del sur no lo contienen.

Semejantes a los boletus de mantequilla

Los grupos de setas silvestres más conocidos son los boletes (Boletaceae). Los representantes comestibles de este género son las setas más deliciosas que tienen una textura carnosa, un gran aroma y un sabor delicado.
Estos hongos se caracterizan por sus sombreros de carne blanda, su tallo central y sus tubos porosos, que son las partes reproductoras que se encuentran bajo el sombrero. El color de los tubos va desde el blanco y el amarillo hasta el rojo o el verde, y puede adquirir un color azul, verde o rojo. Los tallos están centrados y pueden ser lisos, punteados, estriados o con costras. Los colores de los boletes van desde el marrón claro, el marrón y el negro hasta el rosa, el rojo o el amarillo.
En el noroeste del Pacífico, se pueden encontrar diferentes especies de setas Bolete durante las estaciones de primavera, verano y otoño. Si las condiciones climáticas son favorables, estas especies crecen rápidamente y en un par de días se vuelven grandes y hermosas.
Hay unas 300 especies de boletes y sólo unas pocas son venenosas o amargas. La buena noticia es que el resultado de un error no pone en peligro la vida, sino que puede causar molestias gástricas y diarrea. Algunas setas no son comestibles debido a su sabor amargo o agrio, que permanece incluso después de la cocción. Existen métodos que permiten identificar los boletus comestibles y no comestibles.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad